jueves, 28 de julio de 2011

Close eyes

    Golpeate en la pared, pienso.
    Aquél hombre se me queda mirando fijamente. Mis mejillas comienzan a entrar en una especie de reacción alérgica y toman un color rojizo, sí, seguro pequeños puntos rojos adornan ya mi rostro. Cierro los ojos y los cubro con la palma de mis manos. Sólo eso podrá evitar que tenga su mirada curiosa torturandome. Nada es lo bastante fuerte. Yo no soy fuerte. Soy un fiasco.
  —Dejate de tonterías él dice Y por favor, no me hagas perder más tiempo ¿quieres?
 Piensa que lo retraso... ¡Vaya novedad!
  No —aclaro.
  Como gustes. Sólo te informo que no fue mi decisión. El simple destino te trajo hacia mí.
   Tú lo manipulaste a tu antojo.
  Quizás, pero recuerda que para bailar un tango se necesitan dos. Y en eso estamos tú y yo.

2 comentarios:

  1. :0 Muy lindo es agradable leer lo que escribes está demasiado bien (?) escrito...

    A este paso serás una excelente escritora

    ResponderEliminar
  2. Me encanta como escribis amiga, de verdad sos un genia
    besotes

    ResponderEliminar

El universo se expande con las palabras... Si gustas, deja unas por aquí. Yo realmente lo apreciaría. Gracias.

LO POPULAR

BAÚL