lunes, 13 de abril de 2015

No todas somos señoras.

Cada que mis oídos escuchan la palabra señora, en este caso, dirigida a mi persona, se que poco a poco algo muy dentro de mí hace erupción, y ronchas feas y llenas de pus tiempo después se prolongan a lo largo de mi cuerpo; tal como una descarga eléctrica que no te permite tomar medidas precautorias.

Odio la palabra.
Odio su sonido.
Y odio mucho más, su significado mal empleado.
No todas somos señoras, por si tenían el pendiente.
















Pd.
Una neurona muere cada que me confunden con una. >.<

2 comentarios:

  1. I feel you so badly. Odio cuando me dicen señora. Tengo //19// años. Es horrible y enervante.
    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Verdad?
      Yo sé que no seré joven toda mi vida, pero al menos que sepan detectar bien con quien están hablando, por lo menos jajaja ;)

      ¡Gracias por pasarte, saluditos!

      Eliminar

El universo se expande con las palabras... Si gustas, deja unas por aquí. Yo realmente lo apreciaría. Gracias.

LO POPULAR

BAÚL